Crianza, Maternidad

Deslizándonos hacia los dos años

Cuando me quedé embarazada comencé a leer muchos artículos de las diferentes etapas del niño, de las crisis de lactancia, de la alimentación complementaria y recuerdo que pasaba un poco por encima la famosa crisis de los dos años (pensaría yo que mi hija no iba a llegar nunca), pues bien, según vengo observando últimamente creo que nos estamos deslizando hacia la maravillosa edad de los dos años.

La peque aún tiene 21 meses, pero ya comienza a tener actitudes y a decir palabras propias de los dos años. Está claro que los dos años en un niño son una edad maravillosa, porque están súper graciosos, es la edad de los descubrimientos, el inicio de la independencia, donde todo lo quieres hacer ellos solitos porque cada vez van aprendiendo más y más cosas, la edad en que empiezan a charlotear más y dicen cosas tan graciosas… Pero, ¡ay! Yo le temía al momento en que empezara a decir esa maravillosa frase de :’¡Es mío!‘ Temía ese día porque entonces ya supondría que sí o sí habría entrado de lleno en esta nueva etapa. Y así es.

Deslizándonos hacia los dos años
Deslizándonos hacia los dos años

Ayer en la clase de deporte de Mamifit, había otra niña más pequeña que se acercó sigilosa gateando hacia donde estaban las cosas de mi hija. La pobre fue a coger una y ¡para qué! La mía empezó a llorar y a decirle esa fantástica frase y es que, por más que una intenta hacerle ver que no pasa nada, que tiene que compartir las cosas… como se ponga a llorar con lo cabezona que es, no hay manera.

Y qué os voy a decir, pero a mí a veces me da hasta un poco de vergüenza, porque yo quiero que mi hija comparta sus cosas, que juegue con otros niños, que sea amable… y me cuesta gestionar momentos así. Ya sé que me queda mucho por pasar y que poco a poco aprenderé a gestionar mejor este tipo de cosas, hay que echarle un poquito de paciencia, o un mucho diría yo.

Cuando vayamos atravesando más profundamente esta etapa os iré contando cómo lo llevamos y a ver si consigo hacerme con algunos consejillos.

Los que habéis pasado ya por esto y tenéis más experiencia, ¿algún consejo para esta mamá novata?

 

3 comentarios sobre “Deslizándonos hacia los dos años”

  1. El mejor consejo que no te estreses y respetes sus ritmos. Si no quiere compartir no te agobies prueba a que comparta otro juguete suyo con el que no esté jugando. Yo en esa fase leí un cosa que me marcó. Imagina que tú esta a con tu móvil y viene alguien y te lo coge ¿por qué tienes que compartir si es tuyo y lo estás usando? Yo creo que hay que dejar que los niños lo gestionen, que les tienes que incentivar a compartir pero que si ellos están jugando con algo no hay que quitárselo para dárselo a otro.

    1. Ya, eso entiendo que si. Pero ¿y cuando no le están haciendo ni caso al juguete, viene otro se lo coge y se pone como un basilisco? Ahí nadie le está quitando nada porque no estaba jugando con eso y de igual forma no lo presta. Yo sé que son etapas que tienen que pasar y que no quiere decir que la niña vaya a ser así siempre, pero a mi me pone nerviosa esa actitud… no lo puedo evitar.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *